En la vida todos queremos creer que hay que buscar la perfección…

y al final asumimos que esta no existe. Es más, encontrar defectos es más fácil de lo que parece. Por el contrario, la busqueda de virtudes es una de las tareas más dificiles a las que se enfrenta el ser humano